¡AY DE LOS PODEROSOS!

Isaías 26,1-6; Sal 117, 1 y 8-9. 19-21. 25-27a; san Mateo 7,21.24-27 «Tenemos una ciudad fuerte, (Dios) ha puesto para salvarla murallas y baluartes”. Estas palabras de la primera lectura de la misa de hoy nos traen como de la mano la esperanza a la que hace unos días...