ABREME SEÑOR LOS LABIOS

Reyes 11, 29 32; 12, 19; Sal 80, 10 11 ab. 12-13. 14-15 ; san Marcos 7, 31 37 Con la expresión “Ábreme Señor los labios y mi boca proclamará tus alabanzas”, tomadas de un salmo, se inicia cada día el rezo de la Liturgia de las Horas. Es una fórmula sabia que recuerda...