REQUIEBROS Y ZALAMERÍAS

san Pedro 3, 12-15a. 17-18; Sal 89, 2. 3-4. 10. 14 y 16 ; san Marcos 12, 13-17 Aquellos fariseos, a quienes Jesús llamó “hijos del Diablo” (cf. Jn 8, 44) llevaban ensus palabras la impronta de su padre y empleaban con destreza sus mismas tácticas....